Palmira, Valle del Cauca, Colombia

Arte y cultura

  • Eduardo Palma o Los igualados, la rosca y la malicia

    Eduardo Palma nos recuerda en su obra la importancia del debate social en Colombia. Una república que históricamente fue excluyendo amplios sectores sociales, marginando a las minorías, las mujeres y partidos políticos distintos al bipartidismo.

  • Palabra y Memoria

    Un recorrido por la serie del artista plástico Eduardo Esparza.

  • Breve nota sobre la literatura maldita en Colombia

    La literatura maldita no constituye, en absoluto, una tradición, una escuela o un movimiento. Más exactamente, cada escritor o poeta maldito es singular e individual, punto.

  • Rememorando la novela Delirio de la autora colombiana Laura Restrepo

    La obra Delirio marca una excepción a la regla en tanto que se entremezcla la investigación con la ficción para dar cabida a una nueva forma de percepción, y más aún, de interpretación de aquello que denominamos realidad social.

  • La libertad de la literatura

    La ficción es una de esas pocas áreas de libertad que existen en nuestros días, y desde donde cabe oxigenar espacios nuevos y frescos de pensamiento y vida.

  • La heurística en la narración de Alejo Carpentier

    El papel heurístico en Carpentier es realzado y sugerido todo el tiempo, una y otra vez, al saber mezclar lo simple y lo maravilloso, lo real y la fantasía, la percepción y la ilusión.

  • Feminicidio del espíritu

    ¿Hasta cuándo la evaluación literaria en el país vestirá solo atuendo masculino? Esta visión unilateral, síndrome de cíclope o enfoque tuerto, descalifica la faena crítica vigente hasta el día de hoy entre nosotros.

  • Tener libros

    Nada acabará con los libros, como no se acabarán los buenos y malos manjares. Al contrario, habrá más de los imaginados y siempre habrá quien los guarde, libre o secretamente. El libro es una joya que muchos odian. Una joya altanera y elocuente. Inteligente.

  • Una librería

    Un pueblo sin librerías y sin bibliotecas no ha logrado superar etapas de la historia que demuestran que la humanidad ha avanzado para su bien.

  • Mary Grueso es un mar de algodón negro

    Mary, de Almanegra, rugido de ola libre y Circe erótica que invoca su amor con guasá y marimba en su piel de seda.

  • Música y movimiento

    El movimiento del intérprete musical no es una actuación separada de la música: viene desde adentro, donde nuestro corazón y el de la música que tocamos se encuentran.

  • El valor del arte en el mundo global

    El arte es el conjunto de juegos que nos presentan la imaginación y una frente sin arrugas. Es el único modo de sortear como en una rayuela las líneas oscuras y caer de pie en el cuadro ganador que los inocentes llaman cielo.

  • El estilo literario como grito del alma

    El estilo es poner toda esa gritería demoníaca en orden y plasmarla en literatura, sacársela de adentro.

  • Poesía, a pesar de mí mismo

    La forma más alta de la prosa es el discurso, en el sentido recto de la palabra. En el discurso las palabras aspiran a constituirse en significado unívoco. Este trabajo implica reflexión y análisis.

  • ¿Qué difiere un poema de hombre al de mujer?

    ¿Hasta cuándo hombres de piedra o bronce seguirán ufanándose de detentar el poder y los honores sobre la poesía?

  • Retórica de la disonancia

    La disonancia es el imperativo del movimiento. Es una tensión que debe ser liberada. En la dramaturgia musical, la disonancia representa el drama. Se convierte en una puerta hacia otros mundos, otros estados de ánimo, otras tonalidades.

  • Escuchar. En música (y no sólo) lo verdaderamente importante es escuchar

    Hay diferentes niveles de escucha. Sucede con la música como con las ideas: las leemos y sabemos de qué se trata. Pero falta una experiencia profunda, una interacción definitiva, para que realmente las entendamos.

  • Café, nubes y mujeres poetas en Quindío

    Después del II Encuentro quedan unos sabores, unas imágenes y sensaciones que son imposibles de borrar del inconsciente y la retina. Permanecerán volando unas alas de garza blanca sobre el Valle del Cocora, los cafetales y sobre la cordillera.

  • Poesía y mujeres sobre nubes en el camino del café

    La organización de este evento está signada por la mano llena de arte de la poeta y cantautora, Martha Elena Hoyos que no ha descuidado los detalles con que adornó y distinguió el primer encuentro en septiembre de 2012.

  • Elegía a un poeta muerto

    Hoy sé que la poesía, que los sueños, que un jardín lleno de margaritas, que un jarrón con alelíes o una matera con una hortensia roja o azul valen una fortuna y alegran cualquier momento triste.